HORIZONTAL_ADBOOTH

miércoles, 16 de noviembre de 2011

Sangrienta balacera en un bar de San Juan de los Lagos dejó dos muertos y cinco heridos


* Dos de las meseras agredidas eran de Aguascalientes. 

SAN JUAN DE LOS LAGOS, JAL.- Sangrienta balacera registrada en un restaurante ubicado en el municipio de San Juan de los Lagos provocó la muerte de dos personas y lesiones en cinco más, dos de las cuales eran originarias de esta entidad, esta fue perpetrada por solitario sicario que a pesar de que fue observado por policías preventivos logró darse a la fuga.

Los hoy occisos fueron identificados como María del Carmen "N", vecina del municipio de Jesús María, quien se desempeñaba como mesera en el lugar del ataque y Javier González, originario de San Juan de los Lagos.

En tanto que los heridos dijeron llamarse Gloria González Tostado de 34 años, de San Juan de los Lagos, quien recibió una herida en el abdomen y otra en la rodilla izquierda; María Nayeli Santillán Narváez de 19 años, originaria del Estado de Aguascalientes resultó con una herida en el brazo y otra en la pierna izquierda.

Así como Miguel "N" de 52 años vecino de Jalostotitlán, quien presentaba una herida en el cuello con orificio de entrada y salida, pero la más grave fue la que recibió en la espalda y salió por el pecho; un menor de 17 que recibió un impacto en el maxilar inferior, Héctor Eduardo "N" de 23 sufrió un impacto en el abdomen que salió por la espalda y Francisco, con una herida en la mano izquierda, todos ellos originarios de San Juan de los Lagos, quienes fueron trasladados al hospital comunitario en San Juan de los Lagos y Lagos de Moreno.

Los hechos se registraron alrededor de las 23:00 horas, cuando hasta el bar con razón social "El Frankie's", ubicado en el kilómetro 3, de la carretera libre San Juan de los Lagos-Jalostotitlán, llegaron dos vehículos, una camioneta marca Chevrolet Astro, blanca, con placas de Jalisco, que era seguida por un auto gris o negro.

Una vez que se detuvieron, de la camioneta descendió un sujeto con un uniforme de asalto negro, el cual llevaba en el brazo derecho un arma de fuego larga tipo AR-15, calibre .223, e ingresó con ella al negocio que muchos de los vecinos identifican como un prostíbulo.

Ya cuando se encontraba en el interior del lugar levantó el arma y accionó el gatillo, el fusil rugió y al menos 24 proyectiles "rociaron" el bar de izquierda a derecha tomando por sorpresa a todos los clientes que ahí se encontraban.

Esto provocó que Javier González, quien se encontraba bebiendo junto con María del Carmen, mesera del lugar, cayeran abatidos por los disparos, mientras que cinco personas resultaron lesionadas, entre ellas el encargado del bar, que era el menor de edad.

Algunos de los que se encontraban en el lugar y que lograron esconderse tras las mesas o incluso en el baño, reportaron el hecho a las autoridades, por lo que se trasladaron de inmediato al lugar los elementos de la policía municipal.

Mientras tanto el sicario sacaba de entre sus pertenencias una cartulina blanca con letras negras, con un mensaje que decía: "Aquí andamos pu... y no nos vamos. Atte. Zetas-Milenio. Jalisco es nuestro". El cual colocó en la barra y se dispuso a salir.

Sin embargo en ese momento llegaron al lugar las radiopatrullas, cuyos elementos observaron cuando el delincuente salía del lugar por lo que le marcaron el alto, pero este decidió en ese momento darse a la fuga hacia el monte y extrañamente logró darse a la fuga.